La Federación Valenciana de Municipios y Provincias (FVMP) ha firmado un convenio con la Conselleria de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo, a través de LABORA, en colaboración con la Dirección General de la Agencia Valenciana Antidespoblación (AVANT), para estimular el mercado laboral de los municipios en riesgo de despoblación de la Comunitat Valenciana a través de la figura de 13 nuevos agentes de empleo y desarrollo local.

 

La presentación del convenio tuvo lugar en la Casa dels Caragols en Castelló de la Plana y contó con la participación de Enric Nomdedéu, secretario autonómico de Empleo y director general de LABORA; Jeannette Segarra, directora general de la Agenda Valenciana Antidespoblamiento; y Vicent Gil, secretario general de la FVMP. Además, numerosos alcaldes y alcaldesas pudieron conectarse telemáticamente para conocer de primera mano toda la información relativa al convenio.

El objetivo del convenio, valorado en 800.000€, es ampliar la actual red de técnicos de la Oficina contra la despoblación de la FVMP y suplir las carencias que existen en información o recursos en los municipios del interior y de menor tamaño. Para ello, se han incorporado 13 nuevos agentes de empleo y desarrollo local con la finalidad de activar políticas en el territorio y acompañar a los ayuntamientos en la puesta en marcha de iniciativas que favorezcan el crecimiento económico de los 154 municipios AVANT y los 128 municipios con menos de 1500 habitantes de la Comunitat Valenciana.

El ADL se dedica a buscar oportunidades en el territorio, facilitar que los proyectos que se ponen en marcha sean exitosos y detectar problemas para intentar solucionarlos. Su labor es la dinamizar la economía de las poblaciones más pequeñas de la Comunidad Valenciana. Por ello, es importante que estén en el territorio en el que desarrollan su función ya que tienen una visión global de la zona.

Los factores más comunes que llevan a los municipios a vivir esas situaciones de debilidad son el envejecimiento, la masculinización, el éxodo de población joven, el descenso de la natalidad y la baja densidad demográfica. Ello conlleva que las localidades con riesgo de despoblación tengan mayor dificultad en garantizar los servicios públicos esenciales a la ciudadanía.

Escribe un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar que eres un visitante humano y para prevenir envíos automatizados de spam.