El Área de Medio Ambiente de la Diputació de València subvenciona, a través de la estrategia Reacciona, la compra de vehículos eléctricos y la instalación de puntos de recarga con un presupuesto que asciende al millón de euros. En total, 56 municipios recibirán ayudas para la compra de turismos, furgonetas, camiones pequeños, motos o bicicletas, y se instalarán 36 puntos de recarga.

 

“Gracias a estas ayudas muchos municipios han empezado a renovar su flota, especialmente los vehículos de las brigadas municipales y la policía local”, ha explicado la vicepresidenta de la Diputació y responsable del Área de Medio Ambiente, Maria Josep Amigó.

En la baremación de la subvención se valoraba si el ayuntamiento tenía suministro eléctrico de origen 100% renovable y un Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS) aprobado o en tramitación. Así mismo, se premiaba no haber sido beneficiario en las anteriores ediciones.

La finalidad de la estrategia Reacciona es ayudar económicamente a los municipios de la provincia de València a poner en marcha proyectos relacionados con la energía, la movilidad, la gestión de residuos, la naturaleza, el ahorro de agua y la educación ambiental.

De entre los pueblos que recibirán subvenciones para la compra de vehículos está Alborache, Cheste y Dos Aguas, de nuestra comarca de La Hoya de Buñol-Chiva.

Y también Cheste y Alborache son dos de los  pueblos que recibirán subvenciones para la instalación de puntos de recarga. También Millares es uno de ellos.

Escribe un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar que eres un visitante humano y para prevenir envíos automatizados de spam.