El Ayuntamiento de Chiva aprobó diversas medidas en el pleno del pasado martes, para incentivar a los vecinos en la compra de vehículos respetuosos con el medio ambiente y la instalación de energías renovables.

 

Así, se aprobó la modificación de la ordenanza fiscal reguladora del impuesto sobre bienes inmuebles de naturaleza urbana (IBI), para incluir una bonificación del mismo de hasta el 50% durante 3 años para aquellos vecinos que instalen placas solares fotovoltaicas en sus domicilios.

De esta forma se incentiva la instalación de energías renovables, minimizando la dependencia de combustibles de origen fósil, y se avanza en las medidas recogidas en la guía Smart city que el consistorio ha llevado a cabo recientemente.

Junto a ello se aprobó una bonificación del 75% del impuesto de circulación por la compra de vehículos híbridos y eléctricos.

Escribe un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar que eres un visitante humano y para prevenir envíos automatizados de spam.