La concejalía de Medio Ambiente de Cheste ha solicitado recientemente cuatro líneas de ayudas públicas para abordar mejoras medioambientales en el municipio.

 

Por un lado, se ha solicitado la adhesión a la red de voluntariado ambiental de la Generalitat, con el objetivo de que se subvencionen acciones de voluntariado en materia de prevención de incendios, sensibilización y concienciación sobre los espacios naturales o control del cumplimiento de la normativa ambiental.

Además, Cheste ha presentado dos proyectos a la convocatoria del programa Smart Cities de la Diputación de Valencia, destinada a la adquisición de dispositivos inteligentes de intercambio de información; uno para la gestión del acceso al aparcamiento subterráneo de la plaza del Mercado y otro para convertir el parque de La Lomiquia en un espacio verde inteligente, con mejoras en el riego e instalación de equipos de medición meteorológica y de la calidad del aire.

También se han pedido cinco de las siete líneas de ayudas de la estrategia provincial Reacciona. Entre ellas destacan los cerca de 100.000 euros para la mejora del ciclo integral del agua o los 21.000 euros para la compra de vehículos eléctricos e instalación de puntos de carga. Con menor cuantía, se han solicitado 4.000 euros para la implantación de un plan local de gestión de residuos, otros 4.000 euros para la puesta en marcha de un programa de educación ambiental en las escuelas y 3.370 euros para la certificación energética de edificios públicos municipales.

Por último, el Ayuntamiento se ha presentado a la convocatoria para potenciar proyectos de lucha contra el Cambio Climático de la Generalitat Valenciana para financiar el proyecto de control de gasto energético en las instalaciones municipales que ya se está llevando a cabo. Con esta iniciativa se pretende optimizar el consumo y reducir las emisiones de CO2.

Escribe un comentario

CAPTCHA
Esta pregunta es para comprobar que eres un visitante humano y para prevenir envíos automatizados de spam.